El blog de los foodies y demás nómadas gastronómicos de Madrid

LA GENUINA HISTORIA DE CELSO Y MANOLO

Esta es la historia de dos hermanos, Celso y Manolo. Y la de que uno, Manolo, se decidiese un día hacer por el petate en su pueblo minero de Cangas de Narcea para irse a trabajar a la capital de España, que ahora no es mucha hazaña pero que en el año 1965 debía de ser como cruzar el Niágara en bicicleta. Que el destino quiso que acabara en la calle Libertad del ...

Lee más

MI WISHLIST DE RESTAURANTES

Ayer cogí el petate y me eché a la calle. Con 20 grados a la sombra, cualquiera se quedaba haciendo calceta en casa. Me metí en la mochila Guías del Ocio, Metrópolis, Duendes y demás revistas callejeras que aún me quedaban por subrayar (valeee, soy una empollona y esto de conocer nuevos restaurantes me lo tomo muy en serio), el ordenador y mi cuaderno de bitácora donde siempre anoto todo. Y, sin rumbo determinado, crucé Alonso ...

Lee más

BUSCANDO EL RESTAURANTE (Y EL CHICO) PERFECTO

No me preguntes porqué me hallaba el otro día en una comida con uno de esos pedantes que se definen foodies – no diré cual -  que dedicados por una cosa o por otra a este mundillo del buen comer, te pasan a relatar la ristra de restaurantes que tú en el fondo ya conoces esperando que como en un concurso de la tele digas a uno que no y ...

Lee más

TABERNA LA CHARCA, VERDAD VERDADERA

Hace unos días leí un entretenido artículo sobre los 50 secretos que un camarero nunca te contará en la Revista Reader’s Digest (no es que vaya de erudita, confieso que lo encontré por casualidad). Huelga decir que sé que cuando pido leche desnatada en el fondo me la están poniendo entera o me colocan coca cola light por normal sin que se les caigan los anillos pero bien es cierto que las mentiras se acrecientan ...

Lee más

ÉRASE UNA VEZ… LA CARMENCITA

Rodeada de azulejos policromados del siglo pasado, anaqueles de botellas, mesitas de madera, bancos corridos y su tan querida barra de estaño, Carmen servía en el 1854 sus tradicionales comidas diariamente a los viandantes, trúhanes, canallas, campesinos venidos a más y posteriormente ilustrados que visitaban su taberna y que por aquel entonces pagaban en reales. "Murió en ese mismo reservado que tienes detrás, trabajando, como siempre quiso que fuese", me ...

Lee más