El blog de los foodies y demás nómadas gastronómicos de Madrid

BENDITA LOCURA, EL LOCAL NON STOP DEL BARRIO DE SALAMANCA

Que sus dos propietarios, David Monzón y Juan Luis de Barrio, apodasen a su proyecto de cafetería Bendita Locura no sorprende a nadie. Hace año y medio, cuando aún solo nos hablaban de brotes verdes en la televisión y la crisis continuaba haciendo estragos, decidieron que los ejecutivos, dentistas o abogados de la zona de Príncipe de Vergara, más acostumbrados a los clásicos locales de la manzana, tenían también derecho a un lugar informal y camaleónico, capaz de servir 400 cafés diarios, ofrecer plato del día, proponer cócteles de afterwork, servir cenitas románticas bajo tenue luz, o lanzarse al copeo nocturno de un viernes cualquiera e incluso proponer un brunch cada fin de semana. Local bien aprovechado que dirían algunos, sin duda.

Interior de Bendita Locura
Interior de Bendita Locura

Su loca idea, que comenzó con vistas de ser un simple “café”, dio sus frutos por contener algunos ingredientes que en pocos meses le hicieron único en el barrio: por un lado, la espontaneidad, que se plasma en ambiente y carta, por otro, su decoración, más vintage, entre lo industrial y la madera, acogedora y cálida que los tradicionales establecimientos de los aledaños, y por último su carta, desenfadada, fresca e improvisada y sobretodo, barata.

Interior de Bendita Locura
Interior de Bendita Locura

Si algo prima en la estética de Bendita Locura es el detalle, objetos variopintos que completan mesas y rincones en sus dos plantas con capacidad para 60 comensales (eso sí, achuchaditos), pues esconde un simpático reservado en la planta de abajo para 16 personas.

Los detalles priman en Bendita Locura
Los detalles priman en Bendita Locura

Su sillón Chester, insignia del local, te recibe a la entrada recreando un espacio a lo “sala de espera”, idóneo incluso para aprovecharlo para el momento “working”.

Reservado de Bendita Locura
Reservado de Bendita Locura

No en vano, sus propietarios han impreso un toque muy personal, por un lado, la experiencia de David en la carta, con más de 25 años en el mundo gastronómico, y su buen hacer con los números de Juan Luis, que complementa la propuesta con su toque más empresarial.

El local de Bendita Locura está muy bien aprovechado para disfrutar de todos los momentos del día
El local de Bendita Locura está muy bien aprovechado para disfrutar de todos los momentos del día

Su carta es un maridaje entre platos generosos y sencillos con guiños internacionales y las recetas más nuestras bajo el concepto de urbanfood’ . Encontramos ensaladas entre las que destaco la más demandada con tabulé, tomate, queso feta, aceitunas negras y salsa de yogur y menta pero también la Lucas con confit de pato, pasas y vinagreta de Pedro Ximénez.

La famosa ensalada con tabulé de Bendita Locura
La famosa ensalada con tabulé de Bendita Locura

Sugerente la provoleta con tomate perfumada con trufa blanca, las habitas baby con foie o la carrillera de ternera con base de puré de patata. En mi caso, probamos los espárragos trigueros con jamón y salsa holandesa que estaban muy sabrosos:

Debajo de la salsa holandesa se esconden unos ricos espárragos trigueros. Bendita Locura
Debajo de la salsa holandesa se esconden unos ricos espárragos trigueros. Bendita Locura

Y generoso el plato de chipirones en su tinta con tostas de ajo. Y todas las propuestas desde los 8 euros.

Ración de chipirones con tostas de ajo de Bendita Locura
Ración de chipirones con tostas de ajo de Bendita Locura

Pero todo no queda aquí. Ofrecen también tostas (4 euros) de morcilla, pimiento y nueces o, de ibérico y salmorejo, de carnitas de cerdo y brie…y molletes (6,50 euros) de ternera o pollo con brotes verdes.

Las tostas también son protagonistas en la carta de Bendita Locura
Las tostas también son protagonistas en la carta de Bendita Locura

Para los más clásicos, el plato del día con bebida y café por 10,50 euros se sirve de lunes a viernes, siendo el cuscús el protagonista de los miércoles.

Variedad de cócteles, smoothies, mokas calientes, café (100% arábigo), desayunos con bollería francesa de Deli France, carta de tés y una selección de etiquetas premium son también protagonistas. Un non-stop único para aquellos que se toman la vida con serenidad o trabajadores que acuden a comer con poco tiempo. Aquí hay propuesta para todos.

Bendita Locura propone también cenas y copeo nocturno
Bendita Locura propone también cenas y copeo nocturno

¿Lo mejor? Sus postres (4,50 euros), el brownie de nueves con vainilla:

Brownie con helado de vainilla de Bendita Locura
Brownie con helado de vainilla de Bendita Locura

Y su tatín de manzana con bola de nata, para deleitarse a gusto de dulce:

Un de los postres más ricos de Bendita Locura es su tartín de manzana con bola de nata
Un de los postres más ricos de Bendita Locura es su tartín de manzana con bola de nata

Lo dicho, que además hay brunch los fines de semana (de 11h30 a 15h), uno Clásico con bebidas calientes, zumo, crema de yogourt, dulces y platos salados como los tradicionales benedictinos por 19 euros y el Little Brunch (me encanta la idea) que incluye bebida y el plato salado por 10 euros .

¿Se puede pedir más?

 

Precio medio: 20 euros

Dónde: C./ Príncipe de Vergara, 73

Tel.: 91 563 25 70

Web: www.benditalocuracoffee.com)

View Larger Map

178 Compartir

También te puede interesar

LAS MEJORES ENSALADILLAS RUSAS DE MADRID

PANADERÍAS Y PASTELERÍAS TOP DE MADRID

MARMITÓN, EL BISTRÓ DE LA LATINA

OVILLO, EL RESTAURANTE SOLIDARIO DEL CHEF JAVIER MUÑOZ-CALERO

1 thought on “BENDITA LOCURA, EL LOCAL NON STOP DEL BARRIO DE SALAMANCA”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

178 Compartir
Compartir
Twittear